Enseñar en el siglo XXI

En este siglo no todas las cosas están cambiando vertiginosamente, algunas se resisten a hacerlo, aferrándose a un pasado industrial, limitadas por un sistema que se ha demostrado inútil. Tal es el caso de la enseñanza. Y es que las escuelas todavía se comportan como una fábrica, donde todo se mide en función de los resultados, dentro de un proceso por completo uniforme. Es pues imprescindible replantearnos el concepto mismo de educación. Los estudiantes deben ser considerados de forma individual, motivando y desarrollando sus distintas competencias. Con las nuevas tecnologías ya no tiene sentido memorizar gran cantidad de información, lo importante ahora es saber gestionarla, cosa que nos hace adquirir criterio y sentido común. Howard Gardner, sicólogo e investigador -conocido sobre todo por su teoría de las inteligencias múltiples- nos propone un nuevo modelo al respecto. El diseño de mi escuela ideal del futuro se basa en dos hipótesis: la primera es que no todo el mundo tiene los mismos intereses y capacidades; no todos aprendemos de la misma manera. La segunda hipótesis puede doler: es la de que en nuestros días nadie puede llegar a aprender todo lo que hay para aprender. Se trata en definitiva de enseñar a pensar, de distinguir entre información verdadera y falsa, para no ser engañado ni manipulado, para convertirse en un ciudadano plenamente libre. No solamente está en juego el futuro de la enseñanza, sino también el de nuestra sociedad, ya que los estudiantes de hoy serán los ciudadanos y los profesionales del día de mañana.

Enseñar en el siglo XXI

Anuncios

2 comentarios to “Enseñar en el siglo XXI”

  1. GALO BUITRON Says:

    AHORA SE VALORA AL SER HUMANO POR SUS TRIUNFOS, DA IGUAL SI ES BUENA O MALA PERSONA, UNA SOCIEDAD PRAGMATICA EN PLENITUD Y CON ANHELOS, OBJETIVOS
    MATERIALES. EN UN CONTEXTO QUE SOLO PRIMA LO ECONOMICO.

    • Por desgracia es bien cierto y la enseñanza sigue esa filosofía materialista que es totalmente negativa para el desarrollo del ser humano, no transmite valores tan fundamentales como el respeto o el esfuerzo, no impulsa la creatividad, no da prioridad a las emociones sobre los resultados. Por todo esto es necesario un cambio del sistema educativo en su conjunto.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: